Tag: conseguir financiación

Bootstrap: ser eficiente en capital

Ser eficiente en capital significa que las empresas necesitan poco (¡o nada!) de capital de sus inversores para conseguir mucha facturación y ser rentables. Por lo tanto, estas empresas consiguen que la caja operativa financie la caja de inversión, autofinanciándose el crecimiento. Aquí te presentamos las claves para ser Bootstrap y así crecer sin ceder equity.

CLAVES PARA AUTOFINANCIARTE

En primer lugar, al inicio del proyecto cuando la valoración es muy baja, es mejor no adquirir demasiados activos para desarrollar el negocio: los activos en un balance nos obligan a financiarlos con su respectivo pasivo.

¿La razón? Al inicio has de testear la demanda del mercado (el producto-market-fit). Imagina que tienes en mente montar empresa que distribuye fruta a oficinas. No compres una nave industrial al principio, ni una cámara frigorífica; empieza comprando fruta en una frutería y envíala a potenciales clientes.

Imagina que no tiene éxito, y es mejor enviar café a las oficinas: habrías hecho una gran inversión al comprar la nave industrial, la cámara frigorífica, etc. Para descubrir que no había mercado. En este caso, habrías cedido propiedad sin ninguna necesidad.

Por lo tanto, antes que hacer grandes inversiones, asegura la viabilidad del proyecto, aunque sea a costa de castigar los márgenes de tu cuenta de resultados. Es fundamental que seas completamente Lean en los inicios.

ESCUCHA AL MERCADO

Si quieres financiar tu crecimiento con la caja operativa de la empresa, es lo mismo que decir que tus clientes te financien este crecimiento. Ellos son la clave de tu negocio, con lo que su feedback es extremadamente valioso.

Aunque ya tengas la viabilidad del proyecto, es importante que les escuches y sigas el rastro de sus decisiones: te servirán de guía para marcar el rumbo de la empresa.

EL RETO DE GESTIONAR LA CAJA

La intención es hacer que la caja operativa de la empresa financie la caja de inversión, es decir, conseguir que tus clientes te financien el crecimiento. Por lo tanto, es necesario tener una buena gestión de los flujos de entrada y de salida de caja.

Usa presupuestos, y no dejes ningún euro fuera de tu control. Pese a que sea muy inicial el proyecto, pon orden a tus finanzas; ya que, no sólo serás más eficiente, sino que te permitirá tener un crecimiento más sólido y poder ser rentable.

Ser Bootstrap no sólo hace que mantengas la propiedad en todo momento, sino que evita endeudamientos y permite que la empresa crezca de forma ordenada. Todo el dinero que entre se invertirá de manera inteligente y meditada.

Si sigues estas claves para ser Bootstrap, es decir, ser eficiente en capital, podrás autofinanciarte tu crecimiento hasta llegar a ser rentable.

Instrumentos de financiación no dilusivos

Una de las opciones para poder financiar tu crecimiento sin perder la equity, es utilizando instrumentos de financiación no dilusivos. Para ello, es vital entender cuáles son las necesidades de tu empresa en cada estadio de su vida y qué herramientas pone el mercado a tu disposición.

Actualmente hay más dinero en el mercado y existen más instrumentos que nunca, por lo que financiarse jamás estuvo más al alcance. Aun así, es importante tener claro que instrumentos hay y qué necesidad irá a financiar: no es lo mismo financiar el crecimiento que el circulante.

FINANCIA TU CRECIMIENTO

Una vez realizado una ampliación de capital y haber dado solvencia al balance, existen instrumentos que nos dan flexibilidad para financiar nuestro proyecto a largo plazo. Estos préstamos a largo plazo, con carencias y sin garantías personales, permiten que lo devuelvas sin haber cedido participaciones de tu empresa.

Siempre decimos que es casi tan importante qué producto usar, cómo saber de quién rodearse para afrontar este proceso. Esto es debido a todos los beneficios que pueden aportar estos mecanismos de financiación; no sólo evitando la dilución, sino por su posibilidad de amortizar de manera anticipada, el refuerzo a los fondos de maniobra de las empresas y la computación como recursos propios en caso de reducción de capital y liquidación de sociedades.

Existen diversas opciones para financiarte, pero la más utilizadas son los préstamos ENISA. De la misma manera, los instrumentos autonómicos como ICEC, Aval Madrid o el ICF-IFEM son otros mecanismos de financiación que puedes aplicar.

Asimismo, si tu empresa tiene un alto componente de I+D+i, se te abre la puerta a varias líneas de financiación pública como, por ejemplo, el CDTI. También hay que tener en cuenta todos los beneficios fiscales que existen que te permiten rentabilizar tus inversiones en proyectos de I+D+i y desarrollo tecnológico. Mira si qué deducciones fiscales puedes aplicar, así como las bonificaciones de la seguridad social.

FINANCIA TU CIRCULANTE

Es importante que financies el “pan con pan y el jamón con jamón”, y no mezclar conceptos. La financiación bancaria es una alternativa a la financiación pública, con grandes beneficios para los start-ups. Y no solo por la rapidez de estos, sino que te permite financiarte a corto plazo sin perder equity.

Uno de los primeros frenos de solicitar financiación bancaria (y de los principales pains) es que las entidades bancarias te pidan avales para acceder a la financiación. Aun así, existen algunos instrumentos bancarios que te pueden financiar la caja sin la necesidad de este. Si quieres circulante tienes opciones bancarias (aunque pensemos que los bancos al inicio no pueden participar) como las pólizas de crédito, el renting, factoring o un leasing.

Al final, utilizar instrumentos de financiación no dilusivos es una gran ventaja para poder financiar el crecimiento de tu empresa sin perder equity.

La financiación bancaria también es para startups

Pese a que muchas empresas descarten esta opción, la financiación bancaria también es para financiación para startups. Los bancos pueden ser un buen aliado para financiar tu empresa en fases iniciales y asegurar así el desarrollo de tu proyecto evitando la dilución y la llegada a la cima de la mejor manera posible.

CÉNTRATE EN LO QUE NECESITAS

La financiación bancaria es una alternativa a la financiación pública, con grandes beneficios para los start-ups. Y no solo por la rapidez de estos, sino que te permite financiarte a corto plazo sin perder equity.

Uno de los primeros frenos de solicitar financiación bancaria (y de los principales pains) es que las entidades bancarias te pidan avales para acceder a la financiación. Aun así, existen algunos instrumentos bancarios que te pueden financiar la caja sin la necesidad de este.

También es importante que financies el “pan con pan y el jamón con jamón”, y no mezclar conceptos. Es decir, jamás financies el circulante de tu empresa con equity o con deuda a largo plazo utilizando, por ejemplo, un préstamo ENISA. Eso sería gastar unos valiosos recursos de forma poco efectiva.

Por este motivo, has de centrarte en los instrumentos que ofrecen los bancos que te permiten financiar el circulante. Estos son, por ejemplo, las pólizas de crédito, el renting, factoring, los leasing… Estos instrumentos nos permiten financiar el impass de la caja operativa.

CONOCE AL BANCO

Una vez identificado las necesidades, hemos de convencer a la entidad que nos financie. Debemos tener en cuenta que no todos los bancos asumen el riesgo de trabajar con start-ups, de modo que debemos saber cuáles tienen una visión más “startupera”.

La mayoría de las veces, la relación con éstos se basa en la confianza generada. Es decir, esta confianza es generada por el trato con el gestor; tanto a nivel personal como a nivel de cifras, a través de los movimientos diarios que salen del día a día. Hablar en el mismo idioma y con el gestor que toca puede ser determinante en ciertos casos.

“Los bancos quieren entender de donde viene la startup y hacia dónde va.”

Hemos de entender que no supone el mismo riesgo para el banco un producto a largo plazo, relacionado con una inversión que va a generar un retorno; que un producto a corto plazo, que ayudará a mejorar las necesidades de liquidez que pueda tener la start-up en su día a día.

Gracias a que el banco puede seguir las operaciones de la empresa, el riesgo es menor para éste.

HABLA EL MISMO IDIOMA

Los bancos son conscientes que la mayoría de las start-ups presentan muy poca o nula facturación y pérdidas. Por eso, es importante presentar un balance bien estructurado. Debe haber una coherencia entre la financiación que se está pidiendo y la inversión que se ha realizado en la empresa. Es decir, los fondos propios actuales y la facturación actual o futura.

AHORA, TEN LOS REQUISITOS MÍNIMOS

Hay entidades que son conscientes de la situación financiera en la que se encuentran las start-ups. Pero, pese a saber el riesgo que conllevan, necesitan unos requisitos mínimos para poder dar esta financiación.

“Los fondos propios negativos son una barrera de entrada a la financiación bancaria.”

La primera y principal condición es tener los fondos propios positivos.

Aunque el balance y la cuenta de resultados del año en curso muestran una foto financiera puntual y variable a medida que avanza el año; un banco no podrá financiar nunca a una empresa con fondos propios negativos. Esto es debido a que, desde un punto de vista contable, esta empresa se encuentra en quiebra técnica.

“El sobreendeudamiento puede complicar el crecimiento de las empresas.”

Como una start-up no tiene un gran histórico, el banco no puede obtener información en base a los ejercicios anteriores. Por ese motivo, para el análisis de una start-up nos centraremos en evaluar el futuro del proyecto.

En concreto, nos evaluaran todo lo relacionado con el proyecto empresarial. Se centran en el equipo emprendedor, el modelo de ingreso, el producto, los clientes y el objetivo general de la empresa, entre otros factores. Como emprendedores, debemos ser transparentes y explicar la realidad de la empresa. Es preferible comentarlo desde el principio, que no que lo encuentren con los mecanismos de rating internos.

Finalmente, si queremos ampliar el pool bancario, debemos tener una estrategia lógica y prudente basada en la estructura del balance para evitar el sobre-endeudamiento. Tener un buen control financiero de nuestra caja y venir referenciado por empresas como Upbizor, puede beneficiar la apertura de nuevos bancos. De esta manera no solo accedes a otras entidades, sino que te facilita el dibujo de la estrategia de financiación.

Por lo tanto, la financiación bancaria también es para startups para cumplir el objetivo final de potenciar el crecimiento de la empresa sin sobre-endeudarse y defendiendo la equity.

ENISA: todo lo que debes saber

¿Qué es una ENISA? ¿Porqué te interesa? ¿Qué la diferencia de un préstamo tradicional? Te contamos sus condiciones, garantías, y mucho más.


Uno de los principales problemas para la startup es la financiación. Más bien conseguirla. La idea está definida. El proyecto empieza a consolidarse. Pero hacer frente a los gastos a corto plazo puede ser difícil.

Batallar contra gastos de investigación de mercado, gastos en tasas, licencias, inspecciones, autorizaciones, equipos, materiales, publicidad, y muchos más, puede desmotivarte. Y puede convertirse en una razón para dejarlo. 

En este artículo te explico cómo conseguir hasta 300,000 euros, sin garantías ni avales, y con un interés bajo

Te explico qué es una ENISA, qué puedes conseguir con ella, sus condiciones, comisiones, garantías, ¡y mucho más!

¿QUÉ ES ENISA?

ENISA son las siglas de Empresa Nacional de Innovación Sociedad Anónima. Es una empresa pública que financia proyectos que sean viables, y que puedan demostrar tener ventaja competitiva en su sector. 

Depende del tipo de empresa, de su facturación y actividad, la línea de crédito variará, adaptándose al mejor plan para la empresa. 

Su objetivo principal es incentivar la innovación, apoyar el crecimiento de la empresa, y dirigirla en una dirección más socio-económica. Aunque ENISA no sólo financia empresas con impacto social, si no también a todo tipo de empresas.

¿Cuáles son las condiciones?

Cuando el objetivo de tu empresa se encuentre en alguna de las siguientes etapas, podrás optar a la financiación:

1.  Buscar una mejora competitiva o un cambio de modelo de los sistemas productivos.

2. Ampliar tu capacidad productiva, adquiriendo nueva tecnología, o mediante el aumento de la gama de productos/servicios o diversificando mercados.

3. Buscar capitalización o deuda en mercados regulados.

4. Financiar tu proyecto empresarial a través de operaciones societarias cuando se busque hacer inversiones en pro del crecimiento de la empresa.

5. Te permite co-invertir en la empresa cuando se hace una ronda de financiación, disminuyendo la dilución de los fundadores en el capital de la sociedad. Es decir, el fundador tiene la oportunidad de mantener la capacidad de decisión dentro de la empresa. 

¿Porqué ENISA y no un préstamo convencional? 

Básicamente por sus condiciones. ENISA ofrece plazos de amortización amplios a cambio de un interés, que está vinculado a la rentabilidad de la empresa.

Uno de sus puntos fuertes es que no requiere una valoración de la empresa durante la inversión. 

Por otra parte, permite deducir los intereses del resultado final, reduciendo la cantidad a pagar de impuestos. 

Además, es una herramienta de financiación no dilusiva. Esto significa que no requiere la presentación de garantías personales ni computa en la CIRBE bancaria. 

¿Qué tipo de ENISA se adapta mejor a mi negocio?

No solo hay un tipo de ENISA. Depende del tipo de empresa, de su antigüedad, y su plan de negocio, las diferentes líneas de financiamiento se pueden clasificar en:

  • Línea Jóvenes Emprendedores. Orientada a startups de menos de 24 meses desde su creación, fundadas por emprendedores menores de 40 años. 

En este caso, el importe máximo que se puede solicitar es el doble de los fondos propios, hasta un máximo de 75,000 euros, a amortizar en un máximo de 5 años y vencimiento a los siete años. 

Los intereses a pagar se dividen en dos tramos:

        – En el 1er tramo: Interés = Euríbor ± 3,25%

        – En el 2do tramo: Interés = Euríbor + Interés variable

El interés variable del segundo tramo dependerá de la rentabilidad de la empresa, con un máximo de un 6% anual. 

  • Línea Emprendedores. En este caso, no hay límite de edad para los que solicitan la ENISA. El importe máximo a solicitar asciende a los 300,000 euros, y el plazo de amortización se alarga a 7 años. 

Los intereses a pagar son los mismos que el anterior:

          – En el 1er tramo: Interés = Euríbor ± 3,25%

          – En el 2do tramo: Interés = Euríbor + Interés variable

  • Línea Crecimiento. Ésta línea está pensada para negocios más consolidados, que quieran mejorar algún proceso, que tengan un proyecto de crecimiento o diversificación, incluir avances tecnológicos, entre otros. 

En este caso, el importe máximo a solicitar pasa a ser de 1,500,000 euros, con siete años de carencia y vencimiento a los 9 años. 

Los intereses a pagar se asemejan bastante a los interiores.

– En el 1er tramo: Interés = Euríbor ± 3,25%

          – En el 2do tramo: Interés = Euríbor + Interés variable

En cualquiera de los casos, se trata de un préstamo participativo , como el que da un socio a su sociedad. Está condicionado al cobro de intereses dependiendo de la actividad de la capital, y en orden de prioridad de pago, caen en último lugar. Si la startup fallara, la financiación de ENISA sería la última en pagar, por orden de prioridad y, como no pide garantías personales, en la mayoría de los casos da por impagada la financiación, y no va a por los fundadores de la empresa. 

Esto significa que está condicionado a que la empresa haya realizado recientemente una aportación de capital igual o superior al importe solicitado.

Generalmente ENISA cuenta con un presupuesto de 98 millones y financia aproximadamente 600 proyectos cada año, repartidos en sus 3 líneas.

Tienen su convocatoria abierta durante todo el año. Sin embargo debido al alto volumen de solicitudes que se reciben anualmente, nosotros recomendamos que la solicitud se realice durante el primer semestre del año, de manera que se garantice la entrada al presupuesto del año en curso.

Si quieres saber en qué estado se encuentran las financiaciones ENISA en este momento, envíanos un mensaje de Whatsapp y te lo decimos en un momento.


Invertir en COVID-19. ¿Qué debes tener cuenta?

¿Tienes una startup y estás facturando menos?¿Tienes dificultad en conseguir ingresos?

¿O te va bien, y buscas oportunidades de negocio?

Después de meses de confinamiento y teletrabajo, hay varias startups que están teniendo dificultades. Aún más de que las que había.  Según un estudio hecho por el departamento de innovación de Telefónica, la crisis del coronavirus está impactando al 74% de las startups. Un 54% están buscando financiamiento, y no encuentran inversores.

A continuación, te explicamos cómo un Venture Capital – una tipología de fondo de capital riesgo – que puede resolver tus problemas de financiación, para que así tu empresa sobreviva al COVID-19, o a cualquier otra crisis que pueda venir. En España, o en el resto del mundo.

En este artículo también te explicamos qué te puede aportar ser un inversor de un Venture Capital y lo que implica invertir en nuevos proyectos.

Os dejamos un vídeo en el que Luis Martín Cabiedes, uno de los mejores inversores de España, explica experiencias en crisis previas y qué debe hacer el inversor en tiempos de Coronavirus.

 

¿QUÉ ES UN VENTURE CAPITAL?

Las startups con potencial de crecimiento necesitan inversión. Asimismo, personas con capital tienen interés en invertir para conseguir cierta rentabilidad en sus ahorros a largo plazo.

Este capital invertido se denomina Venture Capital, y los inversores se denominan Venture Capitalists.

Esta rentabilidad suele ser muy alta, pero esto también implica altos riesgos. Es por esto que es necesario un modelo de negocio que sea escalable, una idea potente y con perspectiva de negocio.

Un fondo de Venture Capital invierte en startups a cambio de una participación de la empresa. El fondo, por lo general, asigna a uno de sus partners al Consejo de Administración de la empresa que participa en la Venture Capital para garantizar que la estrategia y la toma de decisiones de la startup esté encaminado a generar el crecimiento esperado. En muchas ocasiones, estos delegados además del dinero, se convierten en socios estratégicos para la startup, por los contactos y la experiencia que pueden aportar. Así, se asegura una toma de decisiones llevada a cabo por profesionales, garantizando el buen funcionamiento de la empresa.

Lánzame Capital, por ejemplo, es una importante Venture Capital que invierte en startups escalables y con potencial. Está integrado por profesionales con experiencia que te aseguran un buen rendimiento para el inversor y una buena performance para la startup.

¿PORQUÉ UNA VENTURE CAPITAL?

A día de hoy este tipo de fondo de capital riesgo es una de las alternativas más válidas para las startups. ¿Y eso porqué?

  • Aumenta la velocidad de crecimiento de la empresa.
  • Al ser una alternativa del financiamiento tradicional bancario, el fondo de Venture Capital da más opción de financiación.
  • Elimina la preocupación constante de tener que hacer frente a una deuda que se tendrá que pagar independientemente de la evolución del negocio.
  • Optimiza la cuenta de resultados y la generación de tesorería.
  • Asegura un buen funcionamiento de la empresa, ya sea en el ámbito financiero, comercial, o cualquier otro.
  • Buena reputación, ya que aporta conexiones importantes, ya sea para el desarrollo del negocio, como para futuras rondas de financiación para la Startup.
  • Aporta expertis y mentoría en diferentes ámbitos de negocio.

¿CÓMO AFECTA EL COVID?

Va a haber cambio, pero la inversión sigue.

¿Vendes por internet? ¿Has cambiado procesos de tu empresa para adaptarte al trabajo en remoto?

Si no lo has hecho deberías, porqué aporta credibilidad a la empresa, y diferenciación con el resto del sector. Tal y como dice Luis Martín Cabiedes en uno de nuestros webinars, “hay sectores vencidos y vencedores, está siendo una crisis muy asimétrica. Pero el mercado está demostrando que se podrá superar”.

Facebook, Xiaomi o Uber fueron startups que crecieron y se desarrollaron durante una crisis de gran calibre.

“Ahora vemos tres oportunidades: la inteligencia artificial, el biotech y la formación digital.” dice Borja Breña. Las empresas enmarcadas en estos sectores, seguramente serán las que sigan captando inversión de los fondos probablemente con mayor facilidad que otro tipo de startups

Si no eres uno de estos sectores, siempre puedes enfocar tu modelo de negocio a uno más digital para que resulte más atractivo y, a la vez, más eficiente.

“Estamos viviendo una crisis de demanda clara: las empresas que son viables van a tener financiación, el problema va a ser la viabilidad: la capacidad de demostrar que podrás devolver el dinero.” Luis Martín Cabiedes.

Es por eso que es importante evolucionar hacia las nuevas tecnologías, no importa el sector. Silvia Baró, investment manager de Lanai Partners, explica que lo que se buscan son startups eficientes y reales. Startups fuertes. Y esta fortaleza se demuestra delante de un cambio. Delante de una crisis.

El Venture Capital van a seguir invirtiendo. La incertidumbre sigue jugando un papel relevante a medio plazo, pero eso no significa que la oportunidad desaparezca.

¡DESCARGA EL DOCUMENTO COMPLETO!

Finalidades: Responder a sus solicitudes y remitirle información comercial de nuestros productos y servicios, incluso por correo electrónico. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: No están previstas cesiones de datos. Derechos: Puede retirar su consentimiento en cualquier momento, así como acceder, rectificar, suprimir sus datos y demás derechos en info@upbizor.com . Información Adicional: Puede ampliar la información en el enlace de Avisos Legales.